La agencia de viajes y tus vacaciones

Con la evolución de internet y la llegada de las famosas empresas de turismo “.com”, la tarea del agente de viajes pareciera quedar cada vez más relegada. Día a día son muchas las personas que se aventuran en la web, en búsqueda de información sobre diferentes destinos. Los resultados son múltiples: aparecen fotos, mapas, recomendaciones, miles de blogs que de alguna u otra manera nos incitan a viajar, a salir a conocer el mundo. Junto con esto, las redes sociales hoy cumplen un papel clave en la proliferación de esta información. Acto seguido empieza la búsqueda de pasajes, hoteles, excursiones, traslados, y la información es cada vez más grande y amplia, pero ¿realmente entendemos todo lo que encontramos?

El agente de viajes procesa toda esa información, la simplifica y entrega al pasajero de forma facilitada. Su tarea será ayudarte en tu viaje de principio a fin, incluso a tu vuelta. El primer paso será elegir el destino. Una vez que determinemos a dónde ir, cómo llegar. Y cuando lleguemos, lo que vamos a hacer. Nos va a ayudar a elegir el mejor lugar para descansar, y nos va a dar las mejores recomendaciones para que nuestro viaje sea el esperado.

Todo parece simple. Miles son las páginas que ofrecen pasajes aéreos, terrestres o marítimos. Lo mismo pasa con los alojamientos, e incluso las excursiones. Los problemas aparecen al momento de contratar, o incluso disfrutar de estos servicios. Estos son intangibles, y muchas veces no sabemos qué es lo que realmente nos vamos a encontrar hasta el momento de disfrutar lo contratado.

Problemas más frecuentes

Uno de los servicios que mayores quejas presentan son los aéreos. El hecho de adquirir por nuestra cuenta en internet nos quita toda posibilidad de poder consultar con un profesional del turismo sobre las características del ticket (franquicia de equipaje, si permite cambio o no, políticas de devolución, etc.), las restricciones que tienen o los requisitos migratorios del destino elegido. Muchos son los casos de personas que no logran embarcar su vuelo por poner erróneo el nombre u omitirlos, desconocer que necesitaban algún tipo de visado especial para el país que visitaran o harán escala, vacunas, o llegar muy próximos a la salida de su vuelo.

“Si te llamas Maximiliano, y escribís Maxi al reservar tu pasaje, probablemente no embarques. No te preocupes, no es tu obligación saberlo, tu agente de viajes te va a ayudar a que esto sea solamente un trámite para vos.”

Lo mismo pasa con los hoteles. Mucha es la información que circula, pero nadie nos asegurará que llegaremos al mismo y será tal cual se mostraba en las fotos. Mucho menos que cumplan con lo prometido. En este caso, la agencia de viajes velará porque tu estancia en el mismo sea la imaginada. Previo a eso, se encargará de ofrecerte un alojamiento que se adapte tanto a tus necesidades como a tu bolsillo.

Son comunes las quejas de pasajeros molestos al llegar a destino por las instalaciones que ofrecen en el alojamiento elegido, el cobro de un “tax” no informado o la distribución de las camas en la habitación. Es responsabilidad del agente de viajes brindar la información precisa de lo contratado. Ese respaldo es clave al momento de viajar.

¿Por qué armar tu viaje con un agente de viaje?

El agente de viajes es un profesional debidamente capacitado para la tarea que ejerce, y hará de tu descanso, la experiencia de imaginabas. Al operar dentro un marco legal establecido por las autoridades del Ministerio de Turismo, ustedes como usuarios pueden tener la tranquilidad de estar contratando su viaje en una agencia autorizada. Incluso, con el número de legajo de la misma, pueden constatar esta información.

Sea en formato paquete, o adquiriendo servicios por separado, el agente desplegará toda su idoneidad para ayudarte a encontrar las mejores opciones de transporte (al precio más económico posible según la fecha), el alojamiento que te haga sentir como en tu casa o mejor, y las excursiones que menos te imagines para disfrutar tu travesía de una manera increíble. Todo esto acompañado de la seguridad y calidez que aún en estos tiempos nos puede brindar una persona que del otro lado nos escucha. Y minimizará el margen de error al mínimo, incluso siendo responsable por aquellos problemas que se pudieran presentar.

¿Agente de viajes o página web? Está respuesta la responderán ustedes.

Autor: Emanuel Parodi

Licenciado en Turismo y Hotelería

Créditos de imagen: photo by John Schnobrich on Unsplash


Federico Dangelo Martínez

Derecho y Turismo

Te invito a seguirme en:

Twitter: @derechoyturismo 
Facebook: derechoyturismo
Instagram: derechoyturismoarg 
YouTube: Federico Dangelo Martínez
Linkedin: Federico Dangelo Martínez

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s